¿Tu hij@ en Tuenti?… no seas carca! Hace tiempo que es un Snapchatter

Ahora que Tuenti tras la irrupción de Telefónica ha abandonado su carácter social para convertirse en un operador de telefonía, 20 millones de adolescentes han generado un flujo de usuarios en busca y captura de la red social que mantenga su necesidad de relacionarse socialmente.

En este peregrinaje hacia un lugar en el que recalar han descartado opciones tan evidentes como Facebook o similares porque, si andas en busca de un espacio para ti mismo y eres un joven rebelde, la casa de tus padres y abuelos no parece ser el mejor lugar para independizarte.
¿Cuantos de vosotros salíais con vuestros abuelos de marcha?… Pues eso!

De este modo, era necesario encontrar una app de nueva creación, joven y dinámica que enganchara a millones de usuarios.
Unos años antes de que Telefónica decidiera reconvertir Tuenti, tres estudiantes de la Universidad de Stanford en 2010 crearon una aplicación llamada Picaboo con el objeto de compartir fotografías que pocos segundos después de verlas se autodestruían sin dejar rastro.

Si, efectivamente, como ya habrás pensado, una red social que permite mostrar imágenes solo unos segundos y que garantiza la eliminación de las mismas sumado a millones de adolescentes es un caldo de cultivo para que estos dieran rienda suelta a todas sus necesidades de compartir momentos en los que no necesariamente tenían que estar divinos.

Seguramente, hay que tener en cuenta también la posibilidad de que los adolescentes hayan encontrado un aliciente adicional en el compartir cada momento como si fuese único a diferencia de sus padres y madres que dedican las tardes noches de los fines de semana a ver como se ha peinado la vecina del quinto en la boda de su hija con la que luego ni siquiera intercambian una palabras en el ascensor.

Rápidamente la red social fue creciendo y cambió su nombre por el actual Snapchat.
Solo tres años después Facebook intentó comprar la aplicación por 3.000 millones de dólares.
En esta evolución Snapchat mejoró continuamente con la posibilidad de compartir videos, opiniones en directo, establecer mensajería de chat entre usuarios, crear usos comerciales, etc.
No en vano, Alibaba acaba de invertir 200 millones de dólares en la compañía que hoy en día tiene un valor estimado superior a los 15.000 millones de dólares.
Algunos gurús del social media ya ven en esta aplicación el futuro de los medios de comunicación digitales pero, eso aún esta por ver…